cartagena

Escondido

ALBA PERFIL.jpg
Dicen que las apariencias engañan y aquí tenemos un ejemplo con este refrán. Israel Escobar de 87 años y de Medellín vende revistas en una esquina del centro de Cartagena de Indias. Hablando con él descubrimos que es más que un simple venedor. Israel es poeta y un gran conocedor de la literatura española. De hecho estudió esa carrera en Bogotà y estuvo colaborando en diferentes medios de comunicación como El Universal. Profesor en la Universidad de Antoca y publicó dos libros: “la invasión del rosario” y “Celeste Umbral”. Esto nos lo cuenta emocionado: “ un escritor es una persona libre, no pueden controlarle. La literatura es la expresión original del pueblo”.

Ella

unnamed.jpg
Me enamoré. Desde el primer momento en que la vi. Con 20 años, cuando llegué a ella, supe que sería mi musa e inspiración. Ella, a simple vista caótica y sin orden alguno. Un caos que acabaría convirtiéndose en uno de los encantos que me perdieron.

900 km para comprar pañales

Albaukelele.JPG
Willannys, de apenas diecinueve años, es madre soltera. Vive en Venezuela, pero viaja a Colombia todas las semanas para comprar pañales y enviar dinero a su familia. 

Notas de café en Cartagena

cafe floklore.JPG
En la calle de la Amargura número 4, cerca de la plaza del reloj, existe un local, el Folklore Café, donde se puede degustar una bebida excepcional colombiana.

A la fortaleza de San Felipe… en Chiva

fortaleza san felipe.JPG
Hoy los tahínos se han levantado para comenzar el día con un recorrido por Cartagena en chiva. La chiva es un autobús abierto por los lados, de colores llamativos y con capacidad para 40 personas aproximadamente. Tradicionalmente se utilizaban para transportar personas y animales entre pueblos cercanos, entre los que se incluían los chivos, de ahí el nombre. A día de hoy son el medio de transporte de mayor importancia turística. 

Portal de dulzura en Cartagena

IMG_7253.JPG
Cerca de la Torre del Reloj, ubicado en el centro histórico de Cartagena, se halla la plaza de los coches. En su interior, encontramos el Portal de los Dulces. Un reino de los caramelos de todos los colores, de tiernos bizcochos y tantas otras delicias a base de dulce de leche.

Primeros pasos por Cartagena de Índias

WhatsApp Image 2017-07-01 at 13.57.44.jpeg
Ricardo ha recordado algunas de las definiciones que dio el Premio Nobel a los géneros tradicionales que han hecho reflexionar a los expedicionarios: “Un reportaje o una crónica es un cuento que es verdad”. El periodista ha terminado su ponencia con una frase muy emblemática de Gabo: “Que nunca nos rectifiquen”. Es decir, rigor ante todo.
Distribuir contenido

Licencia de Creative Commons Expedición Tahina-Can | Aviso Legal